Vamos “A Toda Máquina”

Por Carlos Ordosgoitia Sanin – Alcalde de Montería

Los ciudadanos son lo más importante, son el núcleo fundamental y la razón de ser de todas las acciones que implementamos y las inversiones que hacemos para el mejoramiento constante de sus condiciones de vida y el crecimiento de la ciudad en todos sus sectores.

En el pasado quedaron esos gobiernos que a dedo elegían a qué comunidades llevaban el progreso. Contrario a ello, desde el Gobierno de la Gente nos hemos dedicado a hacer las cosas como son, dándole prioridad a las obras que los monterianos nos han pedido, esas que nacieron de manera genuina en cada corazón ciudadano. Nuestro equipo de gobierno tiene como directriz adelantar un trabajo con vocación de servicio: nos debemos a todos y cada uno de quienes habitan nuestra ciudad.

La construcción de una Montería Grande es una realidad y los monterianos así lo están evidenciando, gracias al arduo trabajo que se hace desde nuestras secretarías de Planeación e Infraestructura, como también Montería Amable.

En la actualidad, están en marcha más de 60 frentes de obra en todo el municipio. Estamos ejecutando más de $340.000 millones, lo que además de mejorar la calidad de vida, incrementa las plazas de empleo directo e indirecto, que sobrepasan las 5.000, y se convierte en un enorme impulso para la economía del municipio.

No paramos, y por eso quiero dar a conocer que seguimos estructurando y adelantando procesos de licitación en 40 frentes más, que ascienden a $200.000 millones; los que se adjudicarán en los próximos meses.

“Montería A Toda Máquina” es la esencia de lo que hemos logrado con el Gobierno de la Gente. Es el resultado de las conversaciones con las comunidades. Es ese trabajo de diálogo, concertación y retroalimentación que hoy se ve reflejado en el avance de obras de pavimentación con corazón; infraestructura deportiva, educativa y hospitalaria; transporte sostenible, entre muchas más.

Las fachadas de las ciudades son necesarias, pero lo realmente importante es el bienestar de la ciudadanía. Montería estaba en un desequilibrio en el que se veían unos pocos sectores bonitos, pero en donde la gente en general se veía apagada. Eso lo hemos cambiado, porque logramos ser eficientes en la inversión pública y porque estamos llegando a comunidades que no eran tenidas en cuenta, con obras que han empoderado al ciudadano.

Nuestra zona rural representa el 22% del territorio del municipio. 320 mil hectáreas de tierra en las que estamos impactando a más de 30 mil familias campesinas. Estamos trabajando para acercar en tiempos de recorrido a los dos corregimientos más lejanos, Pueblo Bujo y Loma Verde, con el ánimo de brindar más oportunidades a los pequeños productores de nuestro campo.

En la zona urbana, adelantamos proyectos en todas las comunas, de la mano con ediles, presidentes de Juntas de Acción Comunal, concejales y habitantes de los barrios. Obras que le han cambiado la cara a los barrios y que han sido un empujón anímico invaluable para los habitantes de las zonas donde se construyen.

Gracias a Dios nuestra energía está recargada, tenemos todo el ánimo y seguimos dando todo. Convertiremos 18 meses de trabajo en 36, para seguir diseñando obras y plantearle proyectos importantes al nivel central. Los monterianos pueden seguir tranquilos, porque no pararemos un segundo en seguir construyendo una Montería Grande para todos. Vamos “A Toda Máquina”.

NOTA: Las opiniones que expresan los columnistas en los artículos son libres y de su total responsabilidad. No representan el pensamiento editorial de La Prensa Web.