Preparados para La Niña

Ante el inicio de la segunda temporada de lluvias anunciado por el Ideam, la ministra de Vivienda, Elsa Noguera, hizo un llamado a los alcaldes y gobernadores del país.

“Debemos estar preparados para un posible Fenómeno de La Niña. Los municipios deben estar listos para atender cualquier eventualidad asociada con la afectación de los sistemas de acueducto y alcantarillado que pueda alterar la prestación de estos servicios en la población”.

Noguera señaló que el Ministerio de Vivienda elaboró el Plan Nacional de Contingencia del Sector de Agua Potable y Saneamiento Básico, el cual fue entregado a la Unidad de Gestión del Riesgo en el marco de la elaboración del Plan Nacional de contingencia Fenómeno de la Niña.

“Todas las empresas de servicios públicos domiciliarios, en coordinación con el municipio y el departamento, deben elaborar y actualizar sus planes de emergencias y contingencia. Estos deben contar con el inventario de las situaciones de vulnerabilidad de los sistemas de acueducto, alcantarillado y aseo” explicó.

De igual manera, estos planes de emergencia y contingencia deben contener las acciones que se  llevarán a cabo una vez los servicios de acueducto, alcantarillado y aseo se vean afectados, de forma que se pueda atender oportunamente cualquier emergencia que se presente.

Es importante tener en cuenta que para la temporada de lluvias el mayor riesgo está asociado a los deslizamientos y remoción de tierras.

Recomendaciones a alcaldías y gobernaciones

  • Tener presente los reportes del Ideam sobre pronósticos del clima en el territorio.
  • Con apoyo de las Corporaciones Autónomas Regionales Ambientales, evaluar las condiciones físicas de la cuenca abastecedora para determinar los posibles eventos que puedan causar represamientos, avalanchas o crecientes súbitas.
  • Identificar los puntos críticos de amenazas por deslizamientos que se encuentren en el área de influencia de los componentes del sistema de AAA.
  • Hacer un diagnóstico de la vulnerabilidad del sistema. De manera preventiva deben realizar análisis de vulnerabilidad de los sistemas de prestación para determinar los posibles riesgos y realizar acciones preventivas como limpieza de bocatomas, obras de mitigación, entre otros.
  • Tener actualizados los planes de emergencia y contingencia.

Recomendaciones a la ciudadanía

Para evitar rebosamiento en los sistemas de alcantarillado, se recomiendan las siguientes acciones:

  • No tirar papeles o residuos sólidos a los inodoros.
  • Verificar la limpieza de canaletas internas de las viviendas.
  • No arrojar basuras grasas, arena, material vegetal, lodos y otros, debido a que durante las fuertes lluvias se pueden acumular en los sumideros generando en pocos minutos represamientos e inundaciones.
  • Impedir que los colectores de agua se taponen con desechos, para lo cual es importante coordinar con la empresa de servicios y los vecinos de los barrios una limpieza periódica sobre todo en épocas de lluvias.
  • No permitir que desechos y escombros se acumulen, debido a que con los aguaceros este tipo de elementos taponan desagües produciendo inundaciones y avalanchas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.